Elige bien la foto de tu currículum

El currículum es tu carta de presentación al solicitar un trabajo. En nuestro país, es recomendable que este venga también con una foto. Dejando a un lado el hecho que podría dar motivo a discusiones éticas, hoy me voy a centrar en darte las claves para conseguir la mejor foto para tu currículum.

De profesional a profesional

Esta foto, de hecho, puede dar mucha información de la persona, así que debemos asegurarnos de que transmitimos lo que queremos a través de ella. Por supuesto, recuerdo que las selfies no son válidas para esta ocasión, a menos de que solicites un trabajo fuera de lo habitual 😉 Aparte de la típica foto de carnet, que es lo que se utiliza habitualmente para el currículum, recomiendo acudir a un fotógrafo para te saque fotos especiales para tu perfil profesional.

foto currículum
Imagen vía Pinterest

Detalles a tener en cuenta

Este tipo de fotos suelen ser planos medios y no primeros planos. No solo se ve la cara, entonces, si no que se corta por la cintura, algo que da mucha más información de quién eres. A parte de que un fotógrafo te proporcionará el fondo y la luz adecuada, él también se asegurará de que tu pose es la correcta y te dará trucos para sacar tu mejor cara. Recuerda tener una expresión suave y relajada, que transmita empatía y honestidad a través de la cámara. Por último, elige a conciencia tu vestuario, algo de lo que también se desprenderá información y que se debe adecuar al tipo de trabajo que solicitas.

Lo principal es ser fiel a quién eres y hacer todo lo posible para que eso se refleje en la foto de tu currículum. De hecho, es el principal objetivo: que tu reclutador sepa algo de ti sin conocerte en persona. Haz pruebas, juega, escucha al fotógrafo y quédate con una selección de fotos fantástica que seguro que te ayudará a conseguir un montón de éxitos.